Efecto Espejo: Un fenómeno esclarecedor del Poder que nos habita.

Existe cantidad incalculable de fenómenos, los que han sido explicados, aquellos que tienen varias explicaciones y otros que están en vía de ser explicados por la ciencia en conjunción con aquellos no académicos no oficiales, que si hacen ciencia y se unen en el esfuerzo de esclarecer algunos de estos entre muchos otros.

Ahora,vallamos por parte:

¿Qué es el Efecto Espejo? 

El efecto espejo en este contexto particular se refiere al fenómeno producido por la psiquis del hombre que progresivamente va haciéndose manifiesto en su realidad, reflejando y materializando sustancialmente aquello que habita en el subconsciente influenciado por el bagaje cultural, sociológico, religioso, filosófico, idiosincrásico  etc,etc del individuo. 

Dicho efecto vendría a ser la proyección del inconsciente en una incorporación antropomórfica extra corpórea en apariencia de nuestras ideas, creencias y pensamientos e inclusive, dicho fenómeno podría adoptar un grado de comportamiento de naturaleza desconocida dando la ilusión de ser “inteligente.”

Hasta aquí muchos podrían pensar que estamos hablando de lo que algunos denominan como los seres Tulpas pero, en ese caso estaríamos aludiendo solo a una parte de la manifestación del fenómeno y no a toda la gama que comprende el efecto, ya que si nombramos algunas de las otras tantas manifestaciones, se dará cuenta de lo extenso. 

Ovnis, extraterrestres, apariciones marianas, angeles, demonios, seres de luz, dioses, seres mitológicos, personas entre otros. 

¿Real o no Real?…

Lo que si sabemos es que ocurre algo y que ese algo tiene como factor común al Hombre (Testigo) 

¿Entonces la mente tiene poder?

Si tiene poder. 

¿Que tiene de positivo?

¿Qué hay de bueno con el efecto espejo?

“La mente crea la realidad.”

Si partimos desde esa premisa, nos lleva indudablemente a pensar en cómo trabaja nuestra mente en relación al entorno y la manera en como lo percibimos y no solo eso, sino que estaríamos entrando en el umbral del conocimiento del poder que nos habita y que por desconocimiento es hasta cierta medida oculto.

Imagínese en vez de que se materialice un escenario incierto, distorsionado y opaco, se materialice una relación saludable con su pareja, el empleo que siempre ha soñado, el viaje que quiere realizar, el estado físico y mental en bienestar que anhela o incluso, incrementar todas sus capacidades.  

¿Se imagina? 

¡Hay un problema! 

Lo que hemos hallado en algunos casos de testigos que alegan han tenido  encuentros con ovnis, extraterrestres, elementales, dioses y otros, es que el fenómeno se produce de adentro y se manifiesta en su afuera, de manera subjetiva y luego de varios días, semanas, meces y hasta años, el fenómeno no se repite, haciendo de este uno escurridizo y efímero. 

Entonces de acuerdo a la ciencia, si no tenemos repetición del experimento con los mismos resultados, ya saben que es lo próximo. 

Con esto no estamos diciendo que el fenómeno no sea real y que no exista la posibilidad de tener visitantes de otros sistemas solares o que haya vida extraterrestre en otros planetas. 

Lo que se plantea es que ocurre algo en algunos individuos que provoca la aparición de ciertas anomalías medioambientales y que estas toman la  forma en base a factores socioculturales, creencias y otros del sujeto, como mencionamos anteriormente pero que luego de cierto tiempo no se sabe nada más.

Solución al problema.

Es importante tomar conciencia de nuestros pensamientos, hábitos y actitudes para así tener la capacidad de manipularnos. 

Hay una frase que se ha vuelto muy de moda y dice:

 “Pensar se ha vuelto una enfermedad”

A lo que decimos: No es la cantidad sino, la calidad de tus pensamientos lo que determina tu futura realidad. 

Si logramos a voluntad materializar una realidad alternativa, esta debería de ser una que sea de bien y que armonice con la sociedad que nos rodea. 

En mi caso no quisiera estar caminando por la calle y tenerme que topar con los distintos Jumanjis de diferentes individuos o tener que manejar mi coche en medio de las diferentes versiones de la guerra de las galaxias creadas por mis congéneres.

Conclusión:

El efecto espejo nos enseña que dentro de cada ser habita un Poder capaz de manifestar aquello que queramos, siempre y cuando estemos sintonizados y armonizados y que los fenómenos experimentados por algunos de los sujetos, es sin duda la pista que necesitábamos para andar hacia el camino del auto conocimiento y de la perfección. Los fenómenos presenciados son la belleza del mecanismo de la mente psiquis en función y la capacidad de esta para cambiar nuestro entorno. 

Mantengamos el coche (traje astronauta biológico) en control por el conductor. 

Acciona tú Voluntad. 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

¡Ingrese a nuestro fan page Paraterrestre en Facebook!