Contactísmo: ¿Cuál Riesgo?

Contactísmo: ¿Cuál Riesgo?
Primera Parte.

Antes de entrar de lleno en materia, comienzo con 3 preguntas básicas por si deseas realizar cualquier actividad para establecer algún tipo de contacto, de cualquier tipo y con cualquier entidad sea cual sea.

1. ¿Me es necesario?

2. ¿Me beneficia o me perjudica?

3. ¿De querer entablar un contacto, qué  soy capaz de hacer, hasta donde soy capaz de llegar y cual es el precio a pagar?

El término Contactísmo se deriva de la palabra contacto, del latín “contactus” el cual su significado en sí es:
La acción y resultado de palpar tocar o pulsar dos o más cosas. Conexión, enlace o vinculo entre dos partes o más en un circuito eléctrico. Habilidad y destreza para establecer esta conexión. Persona que tiene enlace con otras, se trata de un grupo y organización trato o cortesía que se establece entre dos o más entidades.
Es lo que en la cotidianidad de la vida hacemos cuando nos relacionamos de alguna u otra manera con alguien particular; es parte de la dinámica de relaciones interpersonales.

¿Pero que tal si hablamos de entablar contacto con alguien que no conoces?

Imagina que estás sentado frente a tu ordenador y en la pantalla tienes una ventana abierta, ¿ventana abierta?, que te permite comunicarte con otra o con otras personas que no conoces y que no sabes cuáles son sus intenciones, que no sabes cual será su reacción de acuerdo a lo que le escribas o que nunca has visto si quiera en toda tu vida.

¿Que tal si cambiamos los muñequitos?

Esta vez, en vez de ser un ordenador, el ordenador eres tú y la ventana de acceso, es tu mente. Sumémosle que las personas con las que te quieres comunicar son algún tipo de fuerza invisible, de naturaleza desconocida, en tal caso nos llevaría a pensar que nos encontramos ante un escenario totalmente desconocido.
¿Que harías?
Continuará…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

¡Ingrese a nuestro fan page Paraterrestre en Facebook!